Paseo Juan Guillermo Iribarren

Paseo Juan Guillermo Iribarren
Paseo Juan Guillermo Iribarren. Proyecto del Centro Jacinto Lara y la Alcaldía de Iribarren

domingo, 19 de enero de 2014

PARQUES EN EL VALLE DEL TURBIO, Barquisimeto 2008

PARQUES EN EL VALLE DEL TURBIO

El Valle del río Turbio es el ambiente natural de mayor atractivo visual y valor estratégico del área metropolitana de Barquisimeto Cabudare, no sólo por su tradicional potencial para la agricultura y condición de reservorio de agua para el abastecimiento urbano y riego, sino por el valor escénico de su paisaje, el patrimonio edificado representado en las antiguas haciendas y su emplazamiento en medio de tres ciudades.

El Valle del Turbio está protegido como Zona de Aprovechamiento Agrícola mediante el Decreto Nº 782 del 25-9-1980. Su Plan de Ordenamiento y Reglamento de Uso fue aprobado en el Decreto Nº 2.327 de fecha 5-6-1992, el cual refleja un alto celo en preservar 12.178 hectáreas del valle para la agricultura.

Sin embargo, el Valle, a la par de ser una zona de excelentes condiciones naturales para la agricultora, es el corazón de un dinámico conglomerado metropolitano, conformado por Barquisimeto, Cabudare y Yaritagua, de ahí, las oportunidades que su carácter de espacio abierto ofrece para el disfrute activo colectivo[1].

La vocación recreacional del valle ha estado históricamente ligada al bosque Macuto. Todavía algunas abuelas recuerdan cuando mozas bajaban por la Cuesta Lara a bañarse en los pozos de Macuto, sitio que, con los años, fue perdiendo su atractivo, limitándose a ser el campo de pozos para el acueducto urbano.  

Tiempo después con la construcción de la Avenida Nectario María o Ribereña, se plantea el desarrollo del Parque Metropolitano del Río Turbio, a lo largo de la vía y fueron construidas algunas instalaciones, sin embargo, por su escaso aprovechamiento fueron destinadas a otros usos.

El Plan de Ordenamiento y Reglamento de Usos de la Zona de Aprovechamiento Agrícola incorpora el uso recreacional en algunas áreas próximas a la Avenida Ribereña y a la Intercomunal Barquisimeto Cabudare. El uso recreacional en esta zona se considera una alternativa que podrá poner fin a los negativos efectos que crea la expectativa de urbanización: el abandono de la agricultura, la degradación ambiental y al deterioro de la calidad paisajística de las áreas más próximas a las vías principales.

El desarrollo de un Parque Metropolitano, como espacio natural siempre verde permitiría el desplazamiento parcial del cultivo de la caña de azúcar por la utilización de las tierras vecinas a las ciudades con actividades recreacionales para el disfrute colectivo, significaría la sustitución de un cultivo altamente consumidor de agua, mitigaría enormemente los problemas de contaminación que derivan de la quema de la caña y la salinización del acuífero.

A continuación se presentan dos importantes proyectos para el uso recreacional del Valle del Río Turbio, el primero, el Parque del Bosque Macuto en desarrollo por la Alcaldía del Municipio Iribarren y, el segundo, el Parque Lineal de la Avenida Ribereña, a nivel de anteproyecto.


EL PARQUE DEL BOSQUE MACUTO

La Fundación Bosque Macuto y la Fundación Municipal de la Economía Social, llevan a cabo una serie de proyectos orientados a la conservación y uso de los bosques en pro del desarrollo integral, con la participación de las comunidades. 

Con la intención de convertir el bosque en un centro recreacional se construye desde el año 2003 el Parque Temático Bosque Macuto, el cual contará con:
§  Centro de información y documentación ambiental, donde diversos recursos tecnológicos como: telemática, salas de internet y video conferencia, permitirán fomentar la educación ambiental. 
§  Serpentario, además de dar a conocer la variedad de serpientes tropicales, está destinado a educar sobre el manejo y cuidado de las serpientes.  
§  Zoológico de contacto, donde los visitantes podrán relacionarse directamente con diferentes animales.
§  Área recreacional y deportiva, alrededor de una laguna destinada a rescatar y favorecer la flora y la fauna, convirtiéndose en una zona de esparcimiento en donde las personas podrán ayudar a proteger la biodiversidad y disfrutar del entorno. A partir de 2007 se han incluido canchas para basquetbol y voleibol.
§ Recuperación de las especies forestales, alrededor de 67 hectáreas están siendo reforestados con 27 mil árboles, gracias a la Corporación Venezolana de Guayana, la Ley Económica de Asignaciones Especiales y la participación del Ministerio del Ambiente.
§  Finca Municipal de Semillas, bajo el convenio Cuba-Venezuela y el apoyo de la Fundación para la Capacitación e Innovación para el Desarrollo Social (CIARA). Dos hectáreas donde se cultivan semillas de tomate y cebolla, y se espera incorporar progresivamente 15 variedades de hortalizas, de acuerdo a las necesidades de la comunidad. 
§  Laboratorio de Biopreparados: para la producción de medios biológicos como hongos y bacterias, para el control de plagas y enfermedades, logrando la disminución del uso de agro químicos.

La inversión para el desarrollo del parque se estima en 8,5 millones de bolívares fuertes, desde  2003 hasta el 2007.

Además del parque, la Fundación Bosque Macuto lleva a cabo diversidad de actividades orientadas a la participación social, como son los talleres de conservación ambiental, los intercambios ecológicos y culturales con las escuelas, el programa de huertos escolares, planes vacacionales, jornadas ambientales, conformación de brigadas ecológicas, campamentos comunales, entre otras.


PARQUE LINEAL DE LA RIBEREÑA[2]

Proyecto formulado por el Centro Jacinto Lara para la Gobernación del estado Lara,  no formó parte de la agenda de PRODEBAR, pero se incluye en este documento como parte de los proyectos a considerarse en la agenda futura dada su importancia como alternativa de uso para el Valle del Turbio.

Se propone el desarrollo de un parque sustentable y de uso intensivo que permitirá fomentar el sentido de pertenencia entre los usuarios y una mayor integración del valle con su entorno. El área se estima en aproximadamente 260.000 metros cuadrados, a lo largo de la ladera sur de la Avenida Hermano Nectario María, también conocida como Avenida La Ribereña; se inicia al margen del Distribuidor El Garabatal, al oeste, y culmina en la intersección de Valle Hondo, en la entrada de Cabudare al sureste de Barquisimeto. Está constituido por los siguientes componentes:
§  Banda paisaje natural: actúa como alfombra donde se superpondrán los elementos propuestos, se plantea conservar las características propias de la vegetación del lugar y potenciarla a través de bajo mantenimiento.
§  Línea iconográfica y de protección: Se desarrolla a lo largo de la vía una línea que se presenta a la ciudad y a los conductores que se desplazan con elementos simbólicos que incitan al reconocimiento y proporcionan un espacio para su recorrido peatonal.

§  Puntos Diferenciados: constituidos por edificios de servicios y zonas abiertas recreativas que se encuentran diferenciados de acuerdo al segmento o tramo en el que se ubican.

o    Edificios: se incluyen 11 Módulos de restaurante-café, 7 Módulos para  centros comunitarios, 5 Módulos comerciales, y 11 Módulos de servicios.

o    Espacios abiertos recreativos: áreas recreativas pasivas y  activas conformados por: jardín miradores topográficos jardín bahías inferiores, jardín de chaguaramos, jardín espacio cultural, jardín de agua, jardín cubierto o jardín de trepadoras, jardín de luces y jardín de caña.


La arborización se plantea específica para cada segmento para lograr la clara distinción de cada uno ofreciendo la variedad necesaria a lo largo del recorrido.



[1] Centro Jacinto Lara (1999) Valle del Turbio, ante un cambio de Paradigma.
[2] Centro Jacinto Lara, S.A. (2006) Memoria del Proyecto Parque Lineal La Ribereña.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario